El independentismo exige respeto para iniciar el diálogo.
El independentismo exige respeto para iniciar el diálogo.

Barcelona Hoy | Òmnium Cultural ha iniciado este jueves en el Born Centro de Cultura y Memoria unas jornadas dedicadas a la formación de sus cuadros en la desobediencia civil, tal y como exigía por su presidente, Jordi Cuixart, en su alegato final en el juicio del procés. Estos actos se producen en parte gracias a las subvenciones públicas recibidas.
En la sesión inaugural y en presencia del presidente de la Generalitat, Quim Torra, el vicepresidente de Òmnium, Marcel Mauri, reivindicó la desobediencia civil como una “obligación moral” en el actual contexto “hostil” y de “regresión de derechos humanos de los catalanes”:

El portavoz accidental de la organización, de hecho, ha dejado claro que cuando se condene a los presos golpistas por “ejercer los derechos fundamentales” tendremos la “obligación de volverlos a ejercer”. “Lo volveremos a hacer”, dijo, parafraseando a Cuixart desafiando al Tribunal Supremo, y afirmó que, más allá de un eslogan, esta afirmación debe ser “una guía para los próximos meses y años”. ‘Lo volveremos a hacer’ también es el título del libro de Cuixart que se presentará el 11 de julio, y en el que defiende que “cuando la injusticia es la ley, la desobediencia civil es un derecho”.

«Si una ley es injusta se la desobedece y punto. No hay más»

A la llamada de Mauri, de hecho, se ha sumado la de Cuixart mismo, que en una carta desde la cárcel de Lledoners ha llamado a la “movilización constante y perseverante” ante la criminalización de la protesta y la disidencia por parte del estado. “Hacemos de la práctica de la no violencia nuestra principal arma”, dice en el escrito, que ha leído Mauri, y añade que “la acción no violenta no significa pasividad o inacción”. “La solución al problema de la obediencia ciega es la desobediencia civil”, que “arda Cataluña” es el objetivo final añaden.

Curso rápido de cómo saltarse las leyes

Òmnium celebra este jueves y viernes las primeras jornadas de la entidad subvencionada sobre desobediencia civil. A lo largo de los dos días habrá charlas, coloquios y mesas redondas con la participación de figuras como Pepe Beúnza, el primer objetor de conciencia en España; Nora Cortiñas, cofundadora del movimiento de las Madres de Plaza de Mayo; el periodista y ex diputado de la CUP David Fernández; el abogado de Cuixart y exdiputado de la CUP Benet Salellas; el economista y activista Arcadi Oliveres, o la abogada Anaïs Franquesa, una de las directoras de Iridio, Centro para la Defensa de los Derechos Humanos.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor, deja tu comentario
Por favor, introduce tu nombre aquí